Socialización proyecto piloto: implementación de un sistema de pago por servicios ambientales (PSA) en la cuenca abastecedora del embalse riogrande II

 

La Corporación CuencaVerde, en el marco del proyecto Ecocuencas, coordina el desarrollo de una de las iniciativas piloto correspondiente a la implementación de un esquema de pago por servicios ambientales – PSA- relacionado con el mejoramiento de la calidad del agua y la retención de sedimentos en los bosques ribera, humedales, nacimientos y áreas de bosque natural en la cuenca abastecedora del embalse Riogrande II, gracias al aporte de recursos de la Comisión Europea y de EPM.

El pasado lunes 30 de enero de 2017, CuencaVerde realizó el lanzamiento oficial y primer pago de los beneficiarios del proyecto piloto: “Implementación de un esquema de pago por servicios ambientales en la cuenca abastecedora del embalse de Riogrande II”, en el auditorio de la Casa de la Cultura, de San Pedro de los Milagros; a la socialización asistieron las 25 familias que se beneficiarán del Proyecto, las alcaldías de los municipios de Riogrande II, empresas asociadas y aliadas de CuencaVerde, diferentes medios de comunicación y entidades ambientales.

El proyecto piloto (PSA) beneficiará a 25 familias, en los municipios de: Belmira, Don Matías, Entrerríos, San Pedro de los Milagros y Santa Rosa de Osos, que se comprometen a conservar 833 hectáreas de bosque que actualmente se ven amenazados por la competencia con actividades agrícolas y ganaderas que se traducirían en un ingreso significativo para cada familia y que ante el costo de oportunidad, terminan deforestando para acondicionar zonas para cultivo o para pastoreo.

Este proyecto es un modelo innovador que busca retribuir a los habitantes de las zonas rurales de la cuenca abastecedora del embalse Riogrande II, campesinos y productores, que de manera voluntaria y con compromiso, deciden conservar ecosistemas estratégicos y no deforestarlos para destinar esos terrenos a actividades agrícolas y ganaderas. De esta manera, la sociedad puede seguir contando con los servicios ecosistémicos que se producen en estas cuencas y, de manera consciente, se incentiva a quienes propenden por la conservación.

Por otra parte, por medio de capacitaciones que realizará CuencaVerde, las familias que hacen parte de este modelo de incentivos también se benefician de la implementación de buenas prácticas ambientales y técnicas que derivan en procesos productivos sostenibles, mejoramiento de las condiciones del campo, eficiencia en sus actividades productivas y mejoramiento de su calidad de vida.

Este Proyecto Piloto, se suma a la estrategia BanCo2, con una característica especial: está encaminado a incentivar a las familias que habitan en las zonas rurales y así garantizar la conservación de estas zonas con amplia biodiversidad, generadoras de recurso hídrico y que aportan a la mitigación del cambio climático.